El Consejo de Gobierno de la Junta de Extremadura, en su reunión del pasado día 5 de septiembre, entre otros acuerdos, ha autorizado la convocatoria de ayudas destinadas a la financiación de proyectos de investigación industrial y desarrollo experimental en las empresas de base tecnológica y startup de la Comunidad Autónoma, con una dotación de 5.250.000 euros.

La orden de convocatoria distingue dos modalidades de ayudas: proyectos de I+D realizados por empresas de base tecnológica y proyectos de I+D realizados por empresas startup.

Estas ayudas, en régimen de concurrencia competitiva, nacen con una clara vocación innovadora y ponen a disposición de las empresas y agrupaciones de empresas un instrumento ágil y eficaz que facilite la realización de actividades de I+D y la incorporación de personal cualificado, incrementando la competitividad de las mismas.

Los proyectos se realizarán íntegramente en la Comunidad Autónoma de Extremadura, en los sectores de agroalimentación, energías limpias, turismo, salud y TIC, si bien, en todo caso, no podrán realizarse actividades relacionadas con la exportación.

La incorporación de estas mejoras en las empresas extremeñas revitalizará la economía regional y la creación de un empleo cualificado.

Tendrán la consideración de costes subvencionables aquellos que respondan a la naturaleza de la actividad subvencionada, resulten estrictamente necesarios para el desarrollo del proyecto y se ejecuten en el plazo establecido en la resolución de concesión de estas ayudas, que podrán alcanzar hasta el 80 por ciento del coste subvencionable.

Decreto de ayudas para proyectos de los Grupos Operativos de la Asociación Europea para la Innovación (AEI)

El Consejo de Gobierno, igualmente, ha aprobado un decreto por el que se establecen las bases reguladoras de las ayudas para la realización de proyectos innovadores por parte de los Grupos Operativos de la Asociación Europea para la Innovación en materia de productividad y sostenibilidad agrícola (AEI).

La Asociación Europea para la Innovación (AEI) es el marco en el que se inscriben las iniciativas de innovación en materia de productividad y sostenibilidad agraria. La estructura instrumental de la AEI se articula en torno a la red europea que hace posible la conexión de grupos operativos, servicios de asesoramiento e investigadores.

Se pretende con estas ayudas fomentar la innovación y la transferencia de tecnología en los sectores agroalimentario y forestal y apoyar la ejecución del proyecto innovador definido y diseñado por los grupos operativos, los cuales cuentan con un periodo de tres años para su realización.

Serán beneficiarias de estas ayudas las agrupaciones, preferiblemente de ámbito regional, aunque, siempre que no sea mayoritaria, se permitirá la participación de actores o socios tecnológicos de fuera de la Comunidad Autónoma, que pretendan la realización de proyectos de innovación sobre las que haya recaído la condición de beneficiarias para la constitución de grupos operativos, constituidos con o sin personalidad jurídica.

Los proyectos que concurran a estas ayudas deben ser innovadores, deberán afrontar problemas concretos, necesidades identificadas o el aprovechamiento de oportunidades propias de la Comunidad Autónoma de Extremadura mediante el desarrollo o la adaptación de nuevos productos, prácticas, procesos y tecnologías en el sector agroalimentario y forestal.

Los proyectos de innovación deben implicar la ejecución de una acción en común entre, como mínimo, dos actores independientes entre sí y deben dar respuesta, como mínimo, a uno de los focus área (prioridades) establecidos en el PDR 2014-2020 para la medida de cooperación para la innovación.

Estos denominados focus área del PDR son el fomento de la innovación, la cooperación y el desarrollo de la base de conocimientos en las zonas rurales, el fortalecimiento de los vínculos entre la agricultura, la producción de alimentos y la silvicultura y la investigación y la innovación, en particular con el fin de mejorar la gestión y la eficacia medioambientales, y el fomento del aprendizaje permanente y la formación profesional en los sectores agrícola y silvícola.

Igualmente, se han identificado como prioridades la reestructuración de las explotaciones agrarias menos productivas, así como la necesidad de aumentar el potencial tecnológico de explotaciones y empresas agroalimentarias; y, también, mejorar los resultados económicos de todas las explotaciones y facilitar la reestructuración y modernización de las mismas, en particular con objeto de incrementar su participación y orientación hacia el mercado, así como la diversificación agrícola.

Se establece un importe máximo de ayuda de 300.000 euros por solicitud.

Decreto que regula el régimen de ayudas a la mejora y modernización de explotaciones agrarias

El Ejecutivo extremeño, además ha aprobado el decreto por el que se establecen las bases reguladoras y normas de aplicación del régimen de ayudas a la mejora y modernización de las explotaciones agrarias, mediante planes de mejora.

El objetivo de estas subvenciones es potenciar el sector agrario, incrementando la viabilidad de las explotaciones mediante la realización de inversiones, mejorando de esta manera, por una lado,  las condiciones de vida y trabajo de agricultores y ganaderos en el medio rural, y, por otro lado, las estructuras productivas de las explotaciones, incluyendo la innovación y la utilización de nuevas tecnologías y las condiciones de higiene de las explotaciones ganaderas y de bienestar de los animales.

En definitiva, se pretende lograr la sostenibilidad de las explotaciones, la permanencia de la actividad agraria, generando o manteniendo puestos de trabajo, y por tanto, mantener la población en el medio rural y preservar el medio ambiente.

Podrán acceder a estas ayudas los agricultores activos, personas físicas o jurídicas y titulares de explotaciones agrarias prioritarias que se comprometan a ejercer la actividad agraria durante un periodo mínimo de 5 años, así como jóvenes agricultores beneficiarios de determinadas medidas del Programa de Desarrollo Rural (PDR) y también jóvenes agricultores titulares de una explotación que se instalen por primera vez.

Se subvencionarán inversiones que mejoren el rendimiento global de la explotación: construcción y mejora de bienes inmuebles, adquisición de nueva maquinaria agraria y equipos, honorarios técnicos derivados de la elaboración de proyectos vinculados a las inversiones subvencionadas e implantación de cultivos perennes compatibles con la normativa comunitaria sobre organizaciones comunes de mercado.

También podrán acceder a estas subvenciones las inversiones destinadas a la clasificación, acondicionamiento, fabricación, transformación y comercialización de productos agrarios de la propia explotación, y la adquisición de tierras o terrenos.

Las ayudas a la modernización de las explotaciones agrarias mediante planes de mejora tendrán la forma de subvención de capital. El volumen de inversión objeto de ayuda será de hasta 100.000 euros por unidad de trabajo agrario (UTA), con un límite máximo de 200.000 euros por explotación.

El gasto correspondiente a estas ayudas está cofinanciado por el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER) en un 75%.

Fuente: Junta de Extremadura

Imagen: Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unportde